sábado, 17 de marzo de 2018

Servir la Clave para Gobernar. Lucas 22


Resultado de imagen para jesus ejemplo de servicioLos seres humanos tenemos un gran problema y es que a la mayoría no nos gusta someternos a los demás, nos disgusta en gran manera tener que rendirle cuentas a alguien, nos encanta sentirnos libres y mandar a los demás.
De este problema no se escapaban ni los discípulos de Jesús. V 24 “Hubo también entre ellos una disputa sobre quién de ellos sería el mayor.
La gran mayoría de los seres humanos nos gusta el protagonismo. Aun en lo espiritual. Filipenses 1: 15 “Algunos, a la verdad, predican a Cristo por envidia y contienda; pero otros de buena voluntad.
Claves para Gobernar.
1. Tener Espíritu de Servicio. V 26 “mas no así vosotros, sino sea el mayor entre vosotros como el más joven, y el que dirige, como el que sirve” las personas que no tienen espíritu de servicio lo único que quieren es sentirse más que los demás. V 25 “Pero él les dijo: Los reyes de las naciones se enseñorean de ellas, y los que sobre ellas tienen autoridad son llamados bienhechores
2. Sentirse Importante al servir. V 27 “Porque, ¿cuál es mayor, el que se sienta a la mesa, o el que sirve? ¿No es el que se sienta a la mesa? Mas yo estoy entre vosotros como el que sirve.” hay muchas personas que creen que servir es menospreciarse, es por esta razón que se sienten mal cuando lo hacen. Para Jesucristo era un orgullo poder hacerlo. Juan 13: 12 -14“Así que, después que les hubo lavado los pies, tomó su manto, volvió a la mesa, y les dijo: ¿Sabéis lo que os he hecho? Vosotros me llamáis Maestro, y Señor; y decís bien, porque lo soy. Pues si yo, el Señor y el Maestro, he lavado vuestros pies, vosotros también debéis lavaros los pies los unos a los otros.
3. No Dejar de Servir solo porque algunos te decepcionan. V 31-34 “Dijo también el Señor: Simón, Simón, he aquí Satanás os ha pedido para zarandearos como a trigo; pero yo he rogado por ti, que tu fe no falte; y tú, una vez vuelto, confirma a tus hermanos. Él le dijo: Señor, dispuesto estoy a ir contigo no sólo a la cárcel, sino también a la muerte. Y él le dijo: Pedro, te digo que el gallo no cantará hoy antes que tú niegues tres veces que me conoces.” para la gran mayoría de los seres humanos las personas son importantes mientras sean útiles para sus propósitos, una vez que deja de ser útil deja de ser importante.
4. Teniendo como Prioridad el servicio. Lucas 9: 62 “Y Jesús le dijo: Ninguno que poniendo su mano en el arado mira hacia atrás, es apto para el reino de Dios.” muchas personas son muy buenos cuando sirven, pero son servidores ocasionales, es decir si se les presenta la ocasión de hacer algo cerca de la iglesia aprovechan el viaje y se acercan a servir, si no se les presenta la oportunidad no sirve ya que para ellos el servicio no es prioridad.
5. Haciendo las cosas como para Dios. Colosenses 3: 23 “Y todo lo que hagáis, hacedlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres” el hacer las cosas para Dios significa que las hacemos lo mejor posible.
6. No Esperando Recompensa de parte de los Hombres. Colosenses 3: 24 “sabiendo que del Señor recibiréis la recompensa de la herencia, porque a Cristo el Señor servís” cuando esperamos recompensa por lo que hacemos es cuando caemos en la decepción o la inconformidad.
7. Teniendo la Convicción de querer Servir. Josué 24: 15 “Y si mal os parece servir a Jehová, escogeos hoy a quién sirváis; si a los dioses a quienes sirvieron vuestros padres, cuando estuvieron al otro lado del río, o a los dioses de los amorreos en cuya tierra habitáis; pero yo y mi casa serviremos a Jehová.” solo de esta manera no nos dejamos influenciar por aquellos que no sirven o si lo hacen lo hacen de manera mediocre.
8. Se debe ser un Apasionado por servir. Romanos 12: 11 “En lo que requiere diligencia, no perezosos; fervientes en espíritu, sirviendo al Señor” solo las personas apasionadas son capaces de hacer las cosas de manera diligente y no de manera mediocre.
La única forma de poder vivir en armonía y hacer de esta tierra o de nuestro hogar un paraíso es si aprendemos a servir de corazón, no esperes a que te sirvan toma tú la iniciativa y un día los demás también lo harán y si no lo hacen no dejes de disfrutar lo que tú haces.